sábado, 10 de noviembre de 2012

Las cosas no son lo que parecen

Me he cansado de dar besos a príncipes falsos, 
que te hacen creer que son lo mejor que tienes, 
cuando en realidad solo son una rana más.

Prefiero elegir a un sapo que me haga feliz, 
que a una rana que mienta para mi. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por dedicar un rato de tu tiempo libre a leerme y comentarme.
BESOS.